Marchamos sobre la ciudad.

Escrito por Luis perronegro. Publicado en Poemas

Unos beben , otros viven

y otros dicen que nada merece la pena.

La derrota es su sonrisa. Vinieron para caer.

 

Marcha sobre la ciudad .Camina y revienta.

Recoge el fuego de tus entrañas

y caliéntate

a ti y a los tuyos,

los de tu misma clase

los que dormimos en el mismo jergón

los que tenemos el mismo hambre.

Somos muchos más de los que aplauden.

 

Organízate ,

júntate con el de al lado,

suma los alientos

ensancha tu alma con todos los latidos que te rodean

y luego no te dejes caer.

Recuerda

somos la dignidad, el sudor y la belleza,

en nuestros cuerpos se reconocen todas las huellas.

 

Vivamos para seguir luchando.

Que no nos detengan ni nuestras sombras.

 

Marchamos sobre la ciudad mientras la luna se despereza

y el sol canta la Internacional.

 

http://luisperronegro.blogspot.com.es/

Add a comment (0)

La tierra se fue

Escrito por Luis perronegro. Publicado en Poemas

imagina

Imagínate que la tierra se está yendo.

Que todas las ventanas se abrieron. Que las casas se desvanecen y se dejan morir como los elefantes en su cementerio. A paso lento.

Este es el lugar. El último confín del tiempo.

Dos casas , dos vecinos, dos muertes , el acido entre los dientes y el dolor que se apaga como la luz de un horizonte siempre en blanco y negro.

Imagínate que la tierra se está yendo.

Que el espacio que pisas se abre y abajo está ardiendo.

¿Dónde querrías estar?

Yo estaría justo en la línea transparente con la que se cruzan tus ojos.

Ahí me quedaría mientras el agua se lleva el último de los lamentos. Construyéndote versos.

Add a comment (0)

La nada y sus menudencias

Escrito por Luis perronegro. Publicado en Poemas

En esa botella vacía entran la incontinencia de mis sueños. Todos, incluso el que es demasiado grande para ser fabulado.

El vidrio se agota y fallece junto a la mano ceremoniosa del barman.

Las persianas se desvanecen, y el humo ahora ausente, te devuelve a casa.

Cierran los portales a tú paso, el churrero lanza proclamas llenas de grasa y el metro zarandea jóvenes que apenas pueden susurrar calma.

Las sombras que proyectan las farolas son tan agrias que nunca llego a saber cuándo me persiguen o lloran conmigo

 

La nada

Esa nada que me sigue desde hace tiempo, cuya piel forma parte de mis escamas.

Y me acecha absorta, esperando que el reloj marque las horas.

 

http://luisperronegro.blogspot.com.es/

 

 

Add a comment (0)

En ruta 180

Metroesferic

skapamerica square

Los Paddington square