Nunatak. El Chaltén

Escrito por Skapamerika. Publicado en Argentina

24 de abril de 2012

Después de ese eterno día de lluvia, El Chaltén nos regala cuatro días de sol. 

Nos levantamos temprano por la mañana y pasamos todo el día caminando.
Vamos a ver el Cerro Torre, impresionante cumbre dentada que parece crecer de un glaciar y una laguna helada. Subimos hasta acercarnos al Fizt Roy, un paisaje nevado que deja sin aliento, y recorremos todos los miradores que podemos, tratando de aprovechar al máximo las horas de luz. 
 
La mayoría de las rutas empiezan en el mismo pueblo y aunque son largas, de una media de 25km, son tan bonitas que no podemos dejar ninguna por hacer, a pesar de volver al hostel con los pies hechos picadillo.
Si se cuenta con tienda de campaña, las rutas pueden ser más largas aún, ya que en esta época del año las zonas de acampada siguen estando disponibles.
Sin embargo, muchas tiendas, alojamientos y restaurantes ya están cerrados en abril, o están a punto de cerrar, preparándose para el invierno, cuando deja de llegar turismo.

Después de un par de días por aquí, nos parece que el otoño podría ser la mejor época del año para visitar esta zona, ya que aún siguen funcionando servicios suficientes, los precios bajan y los turistas están pero no molestan

Además el viento amaina y los bosques rojos y amarillos suben por las laderas como mullidas colchas, abrigando a las montañas contra el frío.
Después de tanta pampa larga y aburrida, es una maravilla comprobar que también hay oasis en la Patagonia. Un Nunatak invertido, agua, hielo y vida en medio de la nada de la tierra.
 
La historia de El Chaltén es una historia curiosa. Fue fundada en 1984 y habitada por lo que podríamos llamar "colonos" argentinos, que recibían tierras cedidas por el Gobierno para ocupar esta zona reclamada por el Gobierno chileno.
El Campo de Hielo Sur en Chile, es el padre de los glaciares del Parque Nacional de los Glaciares norte (cerca de El Chaltén donde estamos ahora) y sur (Perito Moreno, Uppsala y demás glaciares cercanos a El Calafate), imaginamos que es por eso por lo que el Gobirno de Chile reclamaba este territorio como propio.
El caso es que finalmente es argentina quien explota la zona, y en nuestra opinión con mucho sentido común. A diferencia de otros Parque Nacionales aquí no se paga ninguna entrada, se mantienen muy limpos los caminos y el desarrollo del pueblo nos parece en general bastante respetuoso con el entorno.
De hecho el pueblo sigue en construcción permanente. Por todas partes vemos ampliaciones de hosterías y casas, que a su vez dan la sensación de provisionales por estar construídas mitad en madera y mitad en chapa, o porque se trata de casas prefabricadas, roulottes o incluso el contenedor de un camión. 
Pero todo dispuesto con muy buen gusto, de verdad que El Chaltén tiene un encanto especial.
 
Vista del Cerro Solo, Cerro Torre y Fitz Roy.
 
De camino al Fitz Roy
 
De camino al Cerro Torre, vistas del Fitz Roy.
 
Fitz Roy y Laguna de los Tres.
 
Panorámica Fitz Roy.

 

Powered by Bullraider.com

En ruta 180

Metroesferic

skapamerica square

Los Paddington square