Santa Cruz

Escrito por Skapamerika. Publicado en Bolivía

26 agosto 202
 
Llegamos a Sta. Cruz de la Sierra, capital del departamento más grande de Bolivia y capital también a la oposición al gobierno de Evo.
Antes de llegar a Bolivia no sabíamos que había tanta rivalidad entre las regiones bolivianas del altiplano y las de la selva. De hecho la imagen de Bolivia que se exporta y que todos conocemos es la imagen del altiplano, a pesar de estar compuesto por las regiones más pequeñas, por eso cuando empezamos a bajar a las regiones tropicales nos parece que no estamos en el mismo país.
Los departamentos de Santa Cruz, Beni, Pando y Chuquisaca, los situados en la zona oriental del país y que conforman lo que aquí se llama la “media luna”, están habitados por poblaciones indígenas minoritarias en comparación con los aymaras y los quechuas, que pueblan el altiplano. Sienten que el gobierno de Evo Morales no les representa ni defiende sus intereses, ya que Evo es aymara y encima sigue gobernando desde La Paz que no es capital del país.
Entre ellos se denominan “kollas” y “cambas” con cierto sentido despectivo. Los kollas son principalmente quechuas o aymaras, viven en el altiplano y visten el típico atuendo que todos asociamos a Bolivia; las cholitas con sus dos largas trenzas, su pollera (o falda) tableada, su sombrero que cambia según la región…
Y los cambas son guaranís o afrobolivianos, o chiquitanos o pfff, hay más de 60 comunidades indígenas reconocidas en el país! Y no tienen una imagen concreta, los cambas se sienten más cerca del resto de latinoamericanos que de los kollas.
 
La información en los medios de comunicación está muy manipulada, tanto los medios comprados por el presidente como los de la oposición. Y como la gran parte de la gente no tiene mucho sentido crítico político… pues son fácilmente maleables por uno y otro bando.
Al final esta rivalidad termina perjudicando sobre todo a la población. Si ya el crecimiento es difícil en una nación con tanta diversidad humana (pensad que Bolivia se autodenomina como Estado PLURINACIONAL), imaginaros si encima los dirigentes están a la gresca.
 
Bueno, la ciudad de Sta. Cruz nos recuerda a Cochabamba pero a lo grande. Con más de 2 millones de habitantes es la ciudad más poblada de Bolivia.
Nos quedamos 4 días porque queremos volver a intentar entrar en la selva, esta vez al PN Noel Kempff Mercado, el PN de mayor difícil acceso y totalmente salvaje. Tenemos información de cómo visitarlo por libre, ya que los tours cuestan un riñón y medio, y Sta. Cruz supuestamente es el mejor lugar para organizarlo.
Después de preguntar en la Oficina de Turismo y en el SERNAP sin haber obtenido ninguna información de utilidad, decidimos acudir a una agencia privada.
La verdad es que sorprende (y desquicia un poco) la incapacidad de los bolivianos para transmitir información. O no cuentan con esa información o no saben expresarse en absoluto, y al final terminas dando mil vueltas, preguntando a mil personas y perdiendo mogollón de tiempo para quedarte igual que al principio.
En serio considero que viajar a Bolivia por lo menos una vez en la vida por fuerza tiene que prevenir el Alzheimer.
 
Total, que fuimos a una agencia donde nos atendió un amable holandés que hablaba perfecto castellano y que nos informó por fin después de cuatro días de todos los detalles que necesitábamos saber.
Pero otra vez la mala suerte, la Pachamama que no nos quiere. En esta época del año el Parque es tan plagado de abejas y de avispas, y César es alérgico, así que se acabó la aventura.
Nos quedamos con las ganas, pero aún no perdemos la esperanza, tenemos el As de Rurrenabaque y pensamos utilizarlo.
 
Alain, nuestro amigo suizo, tiene que venir de Brasil pero no termina de llegar, y como Santa Cruz nos aburre mortalmente, decidimos marcharnos a la zona de la Chiquitania, donde hay varios pueblos que fueron levantados por misioneros jesuitas.

Powered by Bullraider.com

En ruta 180

Metroesferic

skapamerica square

Los Paddington square